Ancelotti le gana la partida a Mourinho

Partido de poder a poder (0-1) el que pudimos disfrutar en el Tottenham Stadium entre dos de los mejores técnicos del mundo. Un encuentro en el que destacaron las pizarras y las tácticas y que se solventó con un testarazo de Calvert-Lewin al comienzo de la segunda mitad. El Everton ilusiona, mientras que los Spurs vuelven a mostrar las carencias de la temporada pasada

 

El duelo más esperado de la primera jornada de la Premier League llegó en la jornada dominical entre dos equipos que de seguro lucharan por entrar en competiciones europeas. Tanto por prestigio como por exigencias, Everton y Tottenham son dos equipos puestos bajo lupa constantemente, no solamente por los aficionados de cada conjunto sino por todos los fanáticos de la Premier League. La locura se iba a dar en el excelso Liverpool-Leeds del sábado y todos sabíamos que el partido de hoy iba a tener un ritmo más pausado, más de partida de ajedrez que del rock and roll del tándem Klopp-Bielsa. Fue así, aunque durante los primeros compases del encuentro parecía que íbamos a poder disfrutar de mucho ataque.

El partido se jugó principalmente en dos sectores. Durante la primera parte brillaron especialmente los guardametas. Tanto Hugo Lloris como sobre todo Jordan Pickford fueron capitales para mantener la portería a cero, con ocasiones claras para Richarlison primero y Kane después que acabaron en nada. Dele se animó de vez en cuando, pero la única vez que llevó peligro, Pickford estuvo ahí para denegárselo. No fue un partido para recordar en cuanto a lo ofensivo pero si para ver un nuevo centro del campo que dará que hablar. Y ese fue el segundo sector del que tenemos que hablar. La medular toffee, conformada por James-Doucouré-Allan funcionó a las mil maravillas. Mientras que el primero se dedicó a distribuir el balón con maestría y a darle la pausa necesaria al juego, los otros dos fueron los perfectos guardaespaldas, recuperando y presionando por doquier. Ancelotti tiene motivos más que suficientes para sonreír. Parece que ha sido un gran mercado para los de Goodison Park.

Tras la reanudación y viendo la batalla de la medular, quedó claro que el marcador, aunque fuera por la mínima, se iba a decantar hacia un lado. Y así fue. Tras una falta de Doherty en el costado izquierdo, Calvert-Lewin marcó con un cabezazo inapelable, casi libre de marca. El Everton no necesitó más y jugó bien con el balón, mientras que Mourinho se desesperaba en la banda. Hoy vimos el Tottenham de la temporada pasada. No sabemos si la remodelación ha de venir forzosamente por parte de Mourinho. Sus ideas reavivaron el fuego de unos Spurs que la temporada pasada estuvieron horribles hasta su llegada. Da la sensación de que faltan piezas nuevas y que, sobre todo, los pilares fundamentales brillen como solían hacerlo. Ni Kane, ni Dele ni Son estuvieron a la altura, muy lentos y erráticos. Es el comienzo de la temporada, pero las sensaciones en el equipo no son las mejores. Mientras tanto, el Everton promete.

FICHA TÉCNICA

Tottenham Hotspur: Lloris, Doherty (Ndombélé, min 76), Alderweireld, Dier, Davies, Hojbjerg, Winks (Bergwin, min 60), Dele (Sissoko, min 46), Lucas, Son, Kane.

Everton: Pickford, Coleman, Mina, Keane, Digne, Allan, Gomes (Sigurdsson, min 68), Doucoure, Rodríquez (Davies, min 90+2), Richarlison, Calvert-Lewin (Kean, min 89).

Goles: Calvert-Lewin (min 55)

Estadio: Tottenham Hotspur Stadium

Twitter: @APortillo21 @ProyectoPremier

Comments are closed.