El ‘Spanish’ Chelsea tumba a un buen Arsenal

Gran partido (3-2) disputado en el Bridge en el que tuvimos de todo: paradones, ocasiones y muchos goles. Ambos equipos están comenzando a rodar con sus nuevos entrenadores y estamos viendo cosas muy interesantes. Tanto Sarri como Emery tienen dos ideas muy distintas a las de sus predecesores y es algo que se agradece. En un choque con mucho movimiento, los blues se llevaron el botín gracias a los goles de Pedro, Morata y Marcos Alonso. El Arsenal, que iba perdiendo 2-0 al filo del descanso, remontó con dos goles iguales en cuatro minutos

 

Los derbis entre Chelsea y Arsenal siempre son partidos muy especiales. Primero por la rivalidad que ambos comparten, pero también por la diferencia de estilos. Hoy pudimos ver lo mejor y lo peor que tienen ambos conjuntos. Mientras el Chelsea de Sarri es muy veloz y ofensivo, el Arsenal es más paciente. Pero ambos tienen una asignatura pendiente: mejorar la defensa. En los primeros compases vimos a un Chelsea muy superior, con una presión altísima que obligaba a los gunners a soltar muy rápido el balón. Con presión y la movilidad de los jugadores de ataque, la presencia de Jorginho en todo lo que se cuece en la sala de máquinas azul y el despliegue de Kanté, el Chelsea se hizo dueño y señor del partido. Al minuto 9 ya iba ganando, con un gol de Pedro gracias a una asistencia de Marcos Alonso, que se adueñó del carril izquierdo en el tramo inicial del encuentro. Diez minutos después, otro español le daba una asistencia a un compatriota: pase en largo, a la espalda de la zaga, de Azpilicueta. Morata lo recibió y con velocidad dejó sentado a Sokratis, batiendo con un disparo cruzado a Cech que poco pudo hacer. Dos goles que parecían sellar el destino del encuentro.

Pero nada más lejos de la realidad. No sabemos si fue por demérito de los locales o acierto de Emery, pero el Arsenal encontró la solución. Los continuos ataques por las bandas hacían mucho daño a los blues. Ni Alonso ni Azpilicueta fueron capaces de parar a Aubameyang, Iwobi y sobre todo a Bellerín, que se metió en el bolsillo a Alonso. Los dos goles gunners llegaron en apenas cuatro minutos con dos jugadas calcadas, una por la izquierda que terminó en gol de Mhkitaryan y otra por la derecha que acabó con gol de Iwobi. Ambas producidas por un hombre que llega hasta línea de fondo, da el pase de la muerte y Kepa, completamente vendido, solo puede recoger el balón del fondo de la portería. Así nos fuimos al descanso, con la sensación de que Emery tenía a Sarri donde quería.

En la segunda parte se notó que el despliegue físico de los primeros 45 minutos había sido brutal. Se veían menos cabalgadas de los laterales, más imprecisiones en los pases… Emery introdujo a Torreira para dar oxigeno a un Guendouzi que está siendo el jugador más destacado de los gunners en este comienzo de temporada. El partido estaba en un punto muerto y Sarri decidió meter combustible. Con la entrada de Hazard, el Chelsea ganó en todas las facetas y con la entrada de Kovacic ganó despliegue, algo que Barkley había dado en la primera hora de juego. El partido cambió. Al son de Hazard, el Chelsea es otro equipo. Y con la entrada de Giroud por un errático Morata, ganó una referencia. Esto provocó que el Arsenal confiase todo en un Petr Cech que estuvo muy acertado contra su ex-equipo, aunque nada pudo hacer para evitar el gol de Marcos Alonso. Hazard, haciendo lo mismo que había hecho el Arsenal en sus dos goles, dejó sentado a su marcador, llegó a línea de fondo y le regaló el gol al lateral español, que definió certero dentro del área pequeña.

El gol fue un balón de oxígeno para los blues, que lo habían pasado mal. El Arsenal en la primera mitad perdonó hasta 3 goles cantados, remates dentro del área pequeña que mandaron a las nubes. Pero hoy poco se le puede reprochar a los de Emery. El técnico vasco tiene la dificil tarea de desterrar los malos vicios del Wengerismo y a su vez aprovechar todo lo bueno que le dejó el técnico alsaciano. El proceso será lento, pero ya se van viendo cosas. Mientras en el Bridge disfrutan con un fútbol diametralmente opuesto al que proponía Conte el año pasado. El fútbol de Sarri ha enchufado a la grada. Seis goles a favor, dos en contra y en definitiva seis puntos en el casillero blue. Hoy los aficionados del Chelsea podrán decir “London is blue”.

FICHA TÉCNICA

Chelsea: Arrizabalaga; Azpilicueta, Rüdiger, Luiz, Alonso; Jorginho, Kanté, Barkley (Kovacic, min 60); Pedro, Willian (Hazard, min 60), Morata (Giroud, min 75).

Arsenal: Cech; Bellerin, Sokratis, Mustafi, Monreal; Guendouzi, Xhaka (Torreira, min 46); Mkhitaryan, Özil (Ramsey, min 68), Iwobi (Lacazette, min 75); Aubameyang.

Goles: Pedro (min 9), Morata (min 20), Alonso (min 81) / Mkhitaryan (min 37), Iwobi (min 41).

Amonestaciones: Xhaka (min 27), Mustafi (min 77).

Estadio: Stamford Bridge.

Comments are closed.