La noche de Virgil van Dijk

El flamante fichaje del Liverpool consiguió, en los últimos instantes, el tanto de la victoria en el derbi de Merseyside ante el Everton, en la FA Cup. Virgil van Dijk debuta de una forma impensable para los aficionados Reds que ya tienen nuevo ídolo.

Anfield ya tiene nuevo ídolo. Y no es para menos, el defensa más caro de la historia, el central holandés Virgil van Dijk, ya gana partidos. Ocurrió en la noche de Reyes, en el partido que enfrentaba al Liverpool con el Everton, todo un derbi de Merseyside, que decidiría que conjunto pasaba a la Cuarta Ronda. Tras la ‘borrachera’ de fútbol inglés en Navidad, la FA Cup se abría paso para disputar una de las fases más míticas del país británico: la 3ª Ronda. Y en esta edición, el sorteo fue caprichoso y nos quiso regalar el derbi.

Para este partido, ni Jurgen Klopp ni Sam Allardyce reservaron a sus mejores jugadores después de la tanda de partidos en Navidad. Es cierto, en un derbi y con lo que estaba en juego, ninguno de los dos quiso guardar su artillería. Pese a apostar por un once ‘de gala’, los primeros minutos fueron bastante flojos para ambos conjuntos, que no gozaron de ocasiones claras. En el minuto 35, James Milner materializó el penalti que Holgate había cometido sobre Adam Lallana. El inglés no se puso nervioso y batió con facilidad a Pickford.

Con el 1-0 y tras pasar por los vestuarios, el Liverpool tuvo numerosas ocasiones para sentenciar el encuentro. Joe Gómez, Oxlade-Chamberlain y el propio Virgil van Dijk desperdiciaron varias oportunidades para colocar el 2-0 en el marcador. Pero casualidades del destino, cuando más muerto estaban los Toffees, apareció Gylfi Sigurðsson para mandar a la red una gran asistencia de Phil Jagielka al contra golpe. El 1-1 despertó a los de Sam Allardyce y encendió la luz de alarma en Anfield.

El empate a uno hubiese mandado a los dos equipos al ‘replay’ pero el protagonista del día, el debutante, aún no había dicho la última palabra. Tras intentarlo previamente en dos ocasiones, en el minuto 83, Virgil van Dijk cabeceó un centro de Oxlade para desatar la locura en Anfield y darle el pase a la siguiente ronda al Liverpool. El central se anticipó a la zaga y a Pickford y conectó a la perfección con el balón del inglés.

Sin duda, el debut que todo jugador quiere con su nuevo equipo. Tras el primer partido con la camiseta de los Reds, Virgil van Dijk ya se ha convertido en el nuevo ídolo de la hinchada de Merseyside al decidir el derbi con un tanto en los últimos minutos.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*