El Liverpool destroza al Everton en el derby de Merseyside

Gran goleada de los 'reds' ante sus vecinos en el derby de Merseyside (4-0). El Liverpool aprovechó los muchos errores de la defensa para ganar facilmente a un débil Everton que a pesar de no merecer una goleada tan amplia nunca tuvo opciones de conseguir sacar nada del encuentro. Gerrard de cabeza anotaba el primero de la noche y su octavo gol en un derby, Sturridge con un doblete y Suárez con un gran gol cerraban una gran noche para los seguidores de Anfield.

BfGTxgLIcAArRpuSe esperaba un autentico partidazo en el derby de Merseyside, el ambiente de Anfield era inmejorable y pronto se dejo sentir en el césped, los jugadores del Liverpool saltaron mucho más puestos y pronto comenzaron a rondar la portería de Howard. Sin conseguir la posesión del balón los ‘reds’ comenzaron a hacer daño, el primero en avisar fue Henderson con un disparo lejano que hizo que Howard se tuviera que emplear a fondo. De nuevo el portero americano tendría que intervenir para evitar el gol de Sterling que se plantaba solo frente a él.

A pesar de las claras oportunidades el Liverpool no tenía el dominio ante un Everton bien plantado a pesar de algunos errores defensivos. Pero la historia del encuentro cambió por completo cuando el mítico capitán ‘red’ se anticipó a los defensores en un córner para rematar el balón directo a gol.

Los ‘toffees’ lejos de achantarse tuvieron los mejores minutos tras el gol, Jaglielka en un balón suelto hizo que Mignolet tuviera que intervenir para evitar el tanto, poco después sería Mirallas el que lo intentaría pero su disparo marchó desviado. Poco duró el empuje visitante, Coutinho avanzaba hasta tres cuartos de campo para dar un balón en profundidad a Sturridge que cogía descolocada a toda la defensa para plantarse ante Howard, el inglés definía con gran calidad y ponía el segundo gol de la noche. Éste si fue un jarro de agua fría para los chicos de Roberto Martínez, más aún cuando a los dos minutos Kolo Toure mandaba un balón bombeado desde su campo cogiendo de nuevo a toda la defensa para que de nuevo Sturridge se anticipara a todos y mandara el balón con gran habilidad sobre el portero, dejando un gran detalle técnico. El tercer gol sentenciaba el encuentro, el Everton desaparecía por completo ante la comodidad de los locales.

BfGS3IQCQAAv3OzLa segunda mitad fue más de lo mismo, ya con un Everton muerto el Liverpool controló a su antojo, sin ir demasiado al frente. En esta ocasión el central se dormía ante Suárez, el uruguayo se anticipaba al pase para robar en la línea del centro del campo y avanzar hacia la portería rival a gran velocidad, el delantero sentenciaba la jugada cruzando el balón lejos del portero y mandándolo a la red. De nuevo el máximo goleador de la Premier League nos dejaba un gol para la galería.

Pudo haber sido más abultado el marcador, Sterling tiraba una diagonal dentro del área y Howard salía a por él llegando tarde y arroyando al extremo inglés, pena máxima que se encargaría de lanzar Sturridge para conseguir el tercero de la noche en su cuenta particular. El lanzamiento fue un despropósito, el delantero le pegaba a romper mandando el balón a las nubes.

El partido no tuvo más historia, los ‘toffees’ ya pensando en el próximo partido y el Liverpool tocando el balón y dejando pasar los minutos disfrutando del sabor de la goleada ante sus vecinos, fue la tónica de los 20 últimos minutos. Quizá el Everton no mereció una goleada tan grande pero nunca fueron un peligro en ataque y los errores cometidos en defensa fueron un lastre demasiado grande.

Comments are closed.